En este blog intento mostrar mi pasión por el dibujo, y mi pasión por mi ciudad, Cádiz, a través de diferentes dibujos tanto en papel como en lienzo, tanto en tinta como en acrílico.


Si desean ponerse en contacto conmigo para cualquier consulta pueden hacerlo a través de mi correo j.alcina.s@gmail.com






miércoles, 25 de diciembre de 2013

El campo de Gibraltar: Castellar de la Frontera y Jimena de la Frontera

El día 20 con motivo de mi día libre en el trabajo decidí dar rienda suelta a mi espíritu viajero y me eché la mochila al hombro. La primera parada fue el Castillo de Castellar de la Frontera, fortaleza árabe usada por el Reino de Granada como línea defensiva para un territorio cada vez más mermado con el reino cristiano de Castilla, que en 1434 tomó la villa. Esta pequeña "alhambra" gaditana, salvando las distancias claro está, es de una belleza inusitada y conserva una de las mejores muestras de urbanismo dentro de un castillo medieval; calles de cal y plantas que jalonan las pequeñas fachadas como un vergel.
 Desde que llegué al pueblo me sentí muy arropado por una gata que me consideró un amigo, y con la que compartí un almuerzo entrañable con el que recargué las pilas para ir a la segunda villa de la ruta: Jimena de la Frontera, otra parada en esta línea fronteriza nazarí.

Vista de Castellar de la Fra. desde el centro del visitante.



















En Jimena unos autóctonos que conocí por casualidad me enseñaron el castillo desde su interior y los vestigios arqueológicos que rodean el enclave, que desde 1456 pertenece a manos del reino de Castilla.


Vista de la villa de Jimena de la Fra. desde la entrada de la población





















 Por último cogí el coche dirección a Alcalá de los Gazules para participar en una zambomba tradicional.
La ruta fue por el Puerto de Gáliz, una delicia para los amantes del slalom, casi 50 kms de curvas, alcornoques y vacas que hacen que agudices tus sentidos al máximo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario